Equilibrio

Equilibrio y balance

¿Qué tanto asumes tu vida?

No te asustes, esta pregunta me la hicieron a mí y me quedé en OFF.

Este off es entendido como parar, desde ahí supe que para apreciar mi obra de arte de vida necesito alejarme, para ver mi obra en un contexto más claro.

Desde la distancia la vida me da un balance. El balance es la justa medida. Qué me sirve y quiero que permanezca y qué no. Saber que siempre he hecho lo que pude hacer con la conciencia que tenía.

Balancearse es columpiarse.

Hace poco una amiga me dijo que para encontrar mi equilibrio que subiera a un columpio (tengo 52 años y esto a mi ego le parece un tanto raro), y que cuando el columpio se balancee, dejar que se pare solo y observar qué me sucede, y qué hago con lo que sucede.

Así hice. He de puntualizar que lo hice cuando no había nadie alrededor (cosa que sigo trabajando). Lo primero que sentí es la sensación de que no tardaba mucho en parar, se me hizo eterno, y con paciencia ahí quedé hasta que no hubo más movimiento. Extraordinaria la sensación de paz y tranquilidad al parar.

!Ejercicio altamente recomendado¡

El balance o equilibrio está asociado a la ley de polaridad: La unión de los polos opuestos complementarios genera una creación a todos los niveles. Pero ¿qué es esto?. Déjame contarte una analogía que a mí me permitió integrar al menos a nivel teórico lo que denominamos equilibrio.

Para ello, voy a tomar la palabra balance utilizada comúnmente en contabilidad . Uno sabe si todo va bien en lo que a contabilidad se refiere cuando los ingresos son iguales que los gastos que tiene una empresa, (sea esta la contabilidad de una sociedad o personal o familiar). Lo sabemos al sumar las dos partes.

Cuando los gastos son mayores que los ingresos, se genera un desbalance, el desbalance nos permite la oportunidad de volver a mirar la contabilidad para ver dónde hay un “desgaste” y así utilizar recursos que puedan volver a balancear nuestra contabilidad, esa mirada es opcional, puedes o puedes no hacerlo.

Si hay ganancias, que dicho sea de paso, nos genera un bienestar, también hemos de mirar dónde se han generado y así perfilarlas.

Sin embargo, si lo que hay es un “Desgaste” y no miramos de dónde viene, corremos el riesgo de que al no saber la causa del desbalance, éste se incremente produciendo un malestar, hasta incluso arruinarnos (por ejemplo). Si no miramos cómo se produce las ganancias o pérdidas, tampoco sabremos valorar qué ha sucedido, y la valoración está ahí para animarnos a seguir aprendiendo tanto de un lado como del otro. Todo suma. La verdad es la suma de todas las partes.

Y para mirar hemos de parar y observar con atención nuestras acciones en el tiempo y de forma contínua para conocer en qué punto se encuentra nuestra contabilidad, nuestro bienestar.

Dicho esto, estaría bien preguntarse en un sentido un tanto metafórico ¿Cuántas veces observamos nuestra propia contabilidad, nuestro balance?, ¿Llevamos bien nuestras cuentas; ganamos, perdemos? ¿Cuántas veces el desbalance es el que nos indica que algo ocurre?

El equilibrio en nuestra vida es lo mismo. Está bien evaluar mientras recorremos la vida, observar con atención e ir ajustandonos, integrar las polaridades sumando las partes, y utilizando todos nuestros recursos. El caminar en la vida nos ofrece nuevos recursos y es por nuestro bien conocerlos y así poder utilizarlos ¡¡todos!!.

Pues en relación a este tema, y con mucha gratitud, comparto un post de mi gran amiga y compañera Nallely Ramírez Nataren, de Méjico lindo¡ profesora de Yoga especializada en Yoga Terapéutico y pionera conmigo en la formación de LK Movimiento Inteligente,  donde la conocí. Formación que a día de hoy ya camina por la 4ª generación. Describo de ella lo que a mí con mis filtros de historias mentales la define:  generosa, eficiente, gentil, creativa, comprometida y un largo etcétera.

En el post de su boletín como lo llama, compartimos nuestra visión del equilibrio, con una entrevista que me hizo en la que hablamos de la relación del equilibrio y LK Movimiento Inteligente. Ni qué decir tiene lo mucho que valoro a esta muchachita, tanto por su trabajo como por su persona, y esta valoración hace que crezcamos juntas, compartiendo experiencias y aprendiendo la una de la otra.

Me encanta compartir porque creo que es lo que me ayuda a crecer, y también porque nací con una gemela :). Esto tiene también el lado opuesto: La dificultad de caminar sola. Ahí sigo; caminando, tropezando, sumando, restando.  O lo que es lo mismo: Balanceandome en mis experiencias y confiando en que en ellas se encuentra mi equilibrio. Ese columpio tuvo su efecto. :).

QUIERO LEER EL POST Y  VER LA ENTREVISTA

Este espacio que ves, es también para tí, para que preguntes, para que compartas tu equilibrio, o tal vez para des-equilibrarte y así atenderte. Así que siéntete libre de comentar, yo feliz de escuchar tu voz escrita. La escritura ayuda a ordenar las palabras de la mente.

 

Con amor y gratitud

Reconoce, aprende y
modula tus patrones respiratorios

¡Suscríbete Aquí y Descárgalo Gratis!



4 comentarios
  1. Nallely Ramírez Nataren
    Nallely Ramírez Nataren Dice:

    Maite, el tema ha dado para mucho ¿a que si? He disfrutado mucho leerte, esta imagen del columpio así como la del péndulo de la que hablamos en la entrevista, me han dado pie para idear nuevas formas de explorar el equilibrio. Gracias por tu presencia tan amena y disfrutable, y por este espacio que con tanto cariño y dedicación has creado. Te abrazo fuerte.

    Responder
    • maite
      maite Dice:

      Hola Nallely. Muchas gracias por nutrir este espacio. Ha sido un placer para mí, colaborar juntas en este proyecto de vida. Un abrazo desde mi cariño

      Responder
  2. Tana Estupiñian
    Tana Estupiñian Dice:

    Maite estoy emocionada de conocer tu pagina, compartir tus conocimientos y muy orgullosa de haberte conocido y contar con tu amistad, somos pioneras como Maestras de LKMI y cada día se van sumando a esta increíble comunidad…un abrazo y que sigan los éxitos.
    Comparto que el equilibrio es esa sutil presencia de tu ser para saber aquilatar en el camino de la vida los errores y lo aciertos, aprender de ellos para seguir caminando

    Responder
    • maite
      maite Dice:

      Buenos días Tana¡¡

      Muchas gracias por tu comentario.

      Comparto lo bonito de nuestras creaciones¡¡ que nos incluyen a ambas en la sincronía de habernos encontrado a través de la sabiduría del cuerpo y su equilibrio.

      Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *